IMPUTARON A LA MUJER QUE MATO A SU HIJA DE 7 MESES DE VIDA

 

 

La mujer identificada como Lorena Torres (32)   fue imputada de HOMICIDIO AGRAVADO POR EL VÍNCULO,  por el asesinato de su hija identificada como Vanesa Torres  de 7 meses de vida.  La imputada se  encuentra en una celda de la provincia de Salta,  y acompañada de un defensor oficial se abstuvo de declarar.  Lorena  Torres era intensamente buscada por la policía de la seccional 45 de Pampa Blanca y sus familiares desde el lunes 7 de junio, día que se radico denuncia por desaparición de personas en la seccional de Pampa Blanca,   lugar de residencia de la filicida y de su hija fallecida.

Pero, según fuentes consultadas, el Consejo Provincial de la Mujer e Igualdad de Género   dieron participación recién el día jueves 9 de junio al resto de las seccionales de la provincia, y de allí recién se “activó” el protocolo para la búsqueda de Vanesa Torres y su hija. La autopsia al cuerpo de la bebe habría revelado que la muerte dataría del día miércoles, en tanto su madre fue hallada deambulando por el pueblo de Pampa Blanca en la mañana del jueves, en la provincia de Jujuy.

El fiscal penal 1 de la Unidad de Graves Atentados contra las Personas, Leandro Flores, imputó en forma provisional a una mujer de 32 años, como autora del Filicidio en perjuicio de su hija de 7 meses de vida Lorena Victoria Torres.

Cabe recordar que la menor fue encontrada sin vida semienterrada y con signos de estrangulamiento el pasado viernes por la mañana, a la vera de la ruta provincial 12, entre las localidades de Campo Santo y el Bordo, en el departamento de Guemes en la provincia de Salta.

Vanesa Torres era intensamente buscada por la policía de la seccional 45 de Pampa Blanca y sus familiares desde el lunes 7 de junio, día que se radico denuncia por desaparición de personas en la seccional de Pampa Blanca,   lugar de residencia de la filicida y de su hija fallecida. Pero desde  el Consejo  Provincial de la Mujer y de la Igualdad de Género,   dieron participación recién el día jueves 9 de junio al resto de las seccionales de la provincia, y de allí recién se “activó” el protocolo de búsqueda de personas.

Según la propia confesión de la mujer, ella habría matado a su hija estrangulándola con sus manos y luego la habría intentado enterrar a la vera de la ruta que une los pueblos de Campo Santo y el Bordo. La mujer sufriría de ataques de esquizofrenia y estaba siendo medicada por este tipo de afección neuronal.

El día  de su desaparición la mujer salió junto a su hija  de su domicilio  en el pueblo de Pampa Blanca,   con destino al hospital de  niños en la provincia de Salta pero nunca llego. Según las averiguaciones de la  fiscalía actuante, si  la habrían  visto deambulando en la ruta que une la localidad del Bordo con el pueblo de Campo Santo  distante a 10 km de Güemes. De igual manera las pesquisas continúan y no se descartan nuevas medidas judiciales  en torno al filicidio .

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *